El Consejo de Administración de Acerinox aprueba el Plan de Excelencia IV, que generará 70 millones de euros de ahorro al año

El Consejo de Administración ha aprobado también el Plan de Excelencia IV. Los planes de excelencia son herramientas de mejora de los costes de fabricación, esencialmente los variables. Son el resultado de un proceso de benchmarking previo y suponen incorporar las mejores prácticas disponibles a cada una de las actividades objeto de análisis en las diversas unidades del Grupo. Los ahorros acumulados se consolidan y constituyen la base del siguiente plan.

Los planes de excelencia se iniciaron en 2008 con una duración de dos años. Con la aplicación del primer plan de Excelencia la compañía logró un ahorro de 97 millones de euros desde su puesta en marcha efectiva en febrero de 2009. El éxito hizo que se aprobara un segundo plan (2011-2012) con el que se obtuvo un ahorro de 52 millones. Posteriormente, se elaboró y aplicó un tercer plan gracias al cual la empresa redujo sus costes en 53 millones adicionales. 

El Plan de Excelencia IV incluye nuevas áreas y fija objetivos más ambiciosos que el anterior. Desarrolla varios capítulos heredados del Plan de Excelencia III e incluye 7 capítulos nuevos, entre los que cabe destacar la gestión medioambiental.

Consta de 23 capítulos, 13 ligados a la producción y 10 a la gestión de distribución y a la financiera, estará vigente los años 2015 y 2016 y estima un ahorro 70 millones de euros anuales de alcanzarse el 100 % de los objetivos.  Incluye por primera vez a Bahru Stainless, la  nueva fábrica del Grupo en Malasia.

Con este plan el Grupo Acerinox consolida una forma de trabajar iniciada en 2008 y sitúa al Plan de Excelencia IV como una herramienta de gestión fundamental tanto para las diferentes empresas como para la dirección del Grupo.

 

  •         Política de dividendos

 

El Consejo de Administración de Acerinox propondrá a la Junta General de Accionistas la aprobación de un “scrip dividend” o dividendo opcional, como en años anteriores

El Consejo de Administración de Acerinox, en su reunión del 16 de diciembre, ha acordado que el dividendo se realizará en un pago único que propondrá a la Junta General de Accionistas para ser distribuido en el mes de julio mediante el sistema de “scrip dividend” o dividendo opcional, tal y como se realizó en los dos últimos ejercicios.